viernes, junio 08, 2007

Autómatas: En el Culto Cristiano

Hacía tiempo que no retomaba el tema de una de mis grandes pasiones: los artificios mecánicos y este fragmento creo que les agradará muchísimo. Pertenece al completísimo manual de Cátedra “Juego y Artificio: Autómatas y otras ficciones en la cultura del Renacimiento a la Ilustración”, de Alfredo Aracil, que de nuevo les recomiendo, muy exhaustivo y con una bibliografía abundante.

¿Se imaginan una misa en que el crucificado se mueve y abre la boca y en la que demonios les sacan la lengua? Muy creativo, hermoso ¿verdad? Pues lean:

“Fue relativamente frecuente el uso, durante la Edad Media, de figuras articuladas que eran puestas en movimiento por medios muy sencillos durante determinados actos religiosos: un mal ladrón del siglo XV –actualmente en el Museo de Cluny- que movía la cabeza, volvía los ojos y sacaba la lengua durante el sermón, varias representaciones del demonio haciendo gestos similares, y multitud de crucificados, desde los que simplemente mueven la cabeza hasta aquellos como el de Limpias, en Cantabria, ya del siglo XVIII, capaz de mover los labios, volver los ojos, abrir y cerrar los párpados y contraerse”



13 comentarios:

Pussy Galore dijo...

ah, pero que eso no es lo normal? A mi Cristo siempre me habla desde la cruz, habla y se mueve... no?
Buen fin de semana!

el brujo don carlos dijo...

jajajaa, pensaba hacer un comentario, pero después de leer el de pussy ya no se me ocurre nada mejor :D

Nicho dijo...

Qué envidia, los tiempos modernos son tan austeros...

El innamovible sermón del cura induciendo muecas de burla en la audiencia inerte, como cuando el maestro daba la espalda a los alumnos para escribir en el encerado.

kuroi yume dijo...

uff!
Una escena terrorífica.

El Mantícora dijo...

Y yo que pensaba que seguiría la discusión de los culos y las tetas, pero ahora no puedo sacarme de los sesos la fantasía en la que de alguna manera inexplicable, consigo hacerme con uno de esos robots del Enemigo y lo instalo en mi habitación, colgando del techo. Cumpliría la doble función de perchero y espantapájaros..

¿Me consigue uno?

Loredana dijo...

que me moló este post.

The Big Kahuna dijo...

Bueno, sería un reclamo comercial más para atraer a los fieles a misa en estos tiempos tan aconfesionales que vivimos. Por estos lares han puesto una especie de karaoke y todo, en sustitución de las clásicas fotocopias grapadas con cánticos ad hoc.

Enrique Ortiz dijo...

Lo que me pregunto, Aura, es si ese Alfredo Aracil es el compositor. En cuanto a los autómatas, no sabía (normal) que ya existían en la edad media. Ufffff. Un beso, Aura.

el vaugan dijo...

Creo que lo acabo de ver claro: una línea de ciborgs cristianos sacando la fe a pasear a las calles los domingos por la mañana!!! Vamos a ahcernos ricos, amigos.

insaneh dijo...

Y luego se escandalizan con según que tipo de espectaculos supuestamente "blasfemos"...hay algo más gore que la religión cristiana?No creo...

J.Álvarez dijo...

Espectacular! En esas condiciones, yo iría más a menudo a misa! :)

Kepa dijo...

me viene a la cabeza el famoso papamoscas de la catedral de Burgos.

Besos

P.D.: en las iglesias mi piel empieza a ennegrecerse y a echar olor a azufre.

Markitos dijo...

Que chulo. El cristo de la foto tiene una cara de lunático que no veas.