jueves, agosto 02, 2007

The Surnateum

Hace unos días me sorprendía mi querido Brujo con una invitación al Museo de Vestigios Insólitos, que alberga una colección de lo más curiosa. Allí pueden encontrarse con excentricidades como las huellas de las santas posaderas de Nuestro Señor Jesucristo, el vello púbico del coño de la Bernarda o la herradura del zapato de Nikita Khrushchev… Si no han pasado por allí les recomiendo que lo hagan, pasaran un rato de lo más entretenido.

Y para no ser menos he pensado en recomendarles otro museo asombroso: El Surnateum o Museo de la Historia Sobrenatural es una fantasía virtual, una colección utópica de magia y esoterismo atribuida a su creador al que llaman “The Collector”, Christian Chelman.

Presentándose como el lugar que explora los universos paralelos de las fronteras de nuestra realidad, el Surnateum es en realidad una mentira (es una galería virtual), pero una mentira vendida de forma muy atractiva. Si la visita hipotética a un museo que albergara todas esas maravillas fuera física y tangible se trataría de la mayor colección del mundo sobre las ciencias ocultas. Lo que sucede es que el Museo de la Historia Sobrenatural pertenece a un mundo paralelo y para acceder a sus galerías hay que ser lo que ellos llaman un “sensitivo”.

No es mi caso, claro, y es una lástima que no pueda explorar su colección de artefactos mágicos, de hechizos, objetos provenientes de tumbas exóticas y santuarios perdidos. Es un mundo donde los números son divinos, en el que criaturas extraordinarias y entes viven con nosotros.

Para que se hagan una idea, el Museo incluye un Departamento de Reliquias Sagradas y Profanas, otro de Antigüedades Encantadas (con, entre otros, cartas y objetos que prueban la existencia del fantasma de Jean Cocteau).

También hay un Departamento de Artefactos Desconocidos y Máquinas Infernales, con sus famosas máquinas para viajar en el tiempo. Pero sin duda mi departamento favorito es el de Demonología, con su Kit de exorcismos y la Mano del Demonio.

Les diría que visitaran el Surnateum pero lo cierto es que no sé como llegar. Por de pronto, les dejo la dirección de su página web, tal vez ustedes encuentren otro acceso.

12 comentarios:

el Mantícora dijo...

Excelente, increíble, genial, maravilloso. Amo este blog, querida Aura. Es todo lo que yo intento hacer bien y me sale mal. Gracias al Cielo existe usted.

Ahora, ¿qué demonios es la Bernarda?

Aura dijo...

Querido Mantícora, es una expresión castellana. Creo que la original es: "Más desaforado que el coño de la Bernarda", pero hay variantes. Cuando en un lugar o situación cada uno hace lo que le da la gana se alude a que es "como estar en el coño de la Bernarda". Y si una chica es de costumbres licenciosas pues se dice directamente que "es más puta que la Bernarda"
La Bernarda es pues un personaje mítico cuya biografía ignoro aunque intuyo jugosa.
Espero haber aclarado sus dudas.
Un beso :)

el brujo don carlos dijo...

Otro lugar maravilloso. Me están entrando ganas de abrir un museo de estos...

Mantícora: Se supone que la Bernarda era la regente de una "casa de tolerancia", como se llamaba antiguamente y de forma eufemística a los prostíbulos. Lo único seguro es que era muy puta muy puta :)

Pussy Galore dijo...

Creo que lo tengo, Aura... este post contiene numerología de cábala, si sumas las consonantes y restas el número de vocales multiplicado por pi... dá el número mágico!!

Me ha tocado la vida eterna!

Crazy J! dijo...

Que maravilla. El kit de cazador de fantasmas de los años 30 es para entrar al museo y hacerse con él sea como sea.

http://www.surnateum.org/English/surnateum/collection/hauntics/ghost_hunt_txt.htm

BUDOKAN dijo...

Más que interesante este museo que nos muestra el lado más humano u oculto de la gente. Saludos y muy bueno tu blog!

el Mantícora dijo...

Asique es esa clase de personajes.. interesante. A menudo me he preguntado qué clase de celebridad constituirían estas personas (si es que existieron, claro) en vida. En sus excelentes conferencias sobre los héroes, Carlyle dice que Odín y los demás aesir fueron en realidad reyes de un gran poderío, tanto que no pasaron a la posteridad como lo que eran sino como dioses. Creo que lo mismo podría aplicarse a estas figuras. Aquí existe una que se llama Magoya: andá a cantarle a Magoya, etc. y se utiliza cuando alguien dice algo inverosímil.

Gracias doña Aura y señor Brujo por responder a mis preguntas.

Loredana dijo...

quiero ir a ese museo.

Higronauta dijo...

¿Alguien sabe donde para la tienda del museo? Necesito comprar un par de souvenirs, pero no hay manera...

noemi dijo...

A ver si encuentro como hacer en casa algunas cosillas....

anarkasis dijo...

de mito nada, la Bernarda existe, en otros tiempos se llamaba Judit, también se la conoció por Salomé,.... en tiempos modernos por las españas ha evolucionado y ahora es Bernardito,
siempre fue un bendito y hemoso angel libertino.
..un dia daré con el y entonces...

Markitos dijo...

Pues yo la invito cordialmente a que visite conmigo el Museo de las Brujas de Segovia.

Divertido e interesante.