martes, abril 25, 2006

Hombres Lobo (III): Una loba

“En el número de octubre de 1977 de The American Journal of Psychiatry, Harvey A. Rosenstock y Kenneth R. Vincent publicaron el caso de una mujer de 49 años que se creía un lobo y que cada vez con más frecuencia mostraba un comportamiento propio de tal animal. Contaba que, bajo la normal apariencia de una mujer que llevaba veinte años de feliz matrimonio, sentía la irresistible necesidad de satisfacer unos terribles apetitos bestiales. Sus fantasías eróticas frecuentemente giraban en torno a mantener relaciones con otras mujeres en perversas orgías. El lobo era una figura constante en sus fantasías, podía sentir su mirada hipnótica que la atraía con fuerza y su aliento caliente sobre el cuello por las noches. Tal era su obsesión, que después de un tiempo empezó a “sentirse como un animal con garras”. No pudiendo reprimir sus pulsiones, pronto fue dominada por la pasión del lobo. Desnuda y a cuatro patas había llegado a insinuarse sexualmente a su propia madre. La siguiente tarde, después de hacer el amor con su marido, sufrió un violento ataque de dos horas de duración durante las cuales gruñó y desgarró las ropas de la cama con sus uñas. Explicaba después que el demonio “había entrado en ella y la había hecho convertirse en un animal”. Recibió tratamiento farmacológico y psicoterapia. Durante las tres primeras semanas siguió sufriendo ataques, en los que decía que por las noches se convertía en un lobo con garras, colmillos y todo el cuerpo cubierto de pelo. Decía que seguiría rondando por la tierra después de la muerte, sentía necesidad de matar y un fuerte deseo sexual. Veía la cara de un lobo en vez de la suya cuando se miraba a un espejo, y hacía ruidos animales. Después de un período de mejoría recayó durante la luna llena. Decía que debía rondar por los cementerios para encontrarse con “un hombre alto y oscuro”. Tras nueve semanas de internamiento fue dada de alta con tratamiento farmacológico”.

Extraído de “Seres Extraordinarios. Anomalías, Deformidades y Rarezas Humanas”, de Manuel Moros.

Aullidos anteriores:

Hombres Lobo (II): Jean Grenier. El Niño Licántropo
Hombres Lobo. Peter Stubbe

16 comentarios:

kuroi yume dijo...

Casualmente, todos buscan a ese hombre oscuro...

RF debe ser una persona muy interesante.

Aura dijo...

"But what’s puzzling you
Is the nature of my game"

kuroi yume dijo...

:-))))

Nicho dijo...

Para que luego digan que el matrimonio es una burguesada origen de todas las rutinas.

Higronauta dijo...

Esta unión de licantropía y sexualidad en estado puro, me ha recordado, y en qué medida, a esa maravillosa cinta que es En Compañía de Lobos de don Neil Jordan.

Aura dijo...

Como usted dice, maravillosa cinta. Hace poco pude conseguirla en DVD y volver a verla: una joya.

Crazy J! dijo...

Buen libro, si señor. Es que a mi todas las desviaciones del ser humano (tanto físicas como mentales) me pueden. Lo último que estoy leyendo es "Enterrado Vivo" de Jon Bondeson. Genial ensayo sobre el miedo a los entierros prematuros de los siglos XVIII y XIX. Se lo recomiendo, Aura.

Un saludo!

Aura dijo...

No lo conocía, me lo apunto. Gracias por la recomendación :)

Pussy Galore dijo...

Yo lo que creo es que era una mujer de fuertes necesidades sexuales. y es que a las mujeres liberadas las tomaban por posesas.

bubastis dijo...

Supongo que lo conocerás, pero sobre hombres lobo hay una obra sensacional del reverendo británico Sabine Baring-Gould titulado "Libro de los Hombres Lobo" que ha editado Valdemar.

Vienen "recetas" para convertirse en lobo de lo más sencillas, incluí en mi blog el pasado 22 de septiembre:

http://bubastis.blogspot.com/2005_09_01_bubastis_archive.html

Aura dijo...

Bubastis conocía el libro (sigo de forma ferviente las nuevas ediciones de Valdemar) pero aún no ha caído entre mis garras. Pero pronto...

Illuminatus dijo...

Si, eso va a ser como lo del Padre Fortea (una ex mía le conoce personalmente pero claro, ella es de la secta), todo un camelo con mucha autosugestión de por medio y trastornos mentales a saco.

R. dijo...

Aura, quizás ya la conozca, que está usted muy puesta, pero me permito recomendarle una película bizarrita que a mí en tiempos me hizo tilín: "La lupa mannara", que aquí llegó a editarse en VHS como "Aullidos de terror". Y ya me contará.

noemi dijo...

Bueno, no podemos olvidar el texto de Freud "el hombre de los lobos", un clásico en simbolizar por medio de ese animal...

Aura dijo...

No conozco "La lupa mannara" señor R. La busco y ya le diré. Un abrazo.

Y sí, Noemí, el de Freud todo un clásico, ejem.

Al dijo...

Muy bueno el post ;) Ando recopilando material de licántropos (en el más amplio sentido de la palabra) y no me suena de nada La lupa mannara... gracias por el chivatazo.