lunes, enero 21, 2008

El Calendario del Fin del Mundo, por Z. B. Armstrong

Zebedee Armstrong pasaba entre sus semejantes como un ciudadano más. Nacido en 1911 en Thomson, Georgia, vivió, creció, trabajó como recolector de algodón en la granja familiar, se casó y tuvo dos hijas. Nada hacía pensar que acabaría siendo conocido como uno de los más curiosos artistas folk sureños afroamericanos, dedicándose a construir calendarios apocalípticos en madera.

Zebedee proclamaba que en 1972 había sido visitado por un ángel que le había advertido que el fin del mundo estaba próximo. Estrictamente estas fueron sus palabras: “You have to stop wasting your time because the end of the World is coming”. A partir de ese momento la obsesión del señor Armstrong fue construir un calendario-calculadora que le ayudara a determinar la fecha exacta del fin del mundo y para tal menester consagró su vida a la realización de estos calendarios apocalípticos que confeccionó por cientos, de muy diversas formas y tamaños.

La gran mayoría de estas obras de artesanía que se han conservado, estaban realizadas en madera, pintadas con marcadores permanentes. Muchas son realmente parecidas a relojes, con una especie de manecillas que indican fechas.

El final de esta historia es que Zebedee tristemente falleció el año 1993, sin ver cumplida su ilusión de contemplar el fin del mundo conocido. Pero su obra justo empieza a ser considerada en la comunidad artística, ha sido expuesta en varias ocasiones y sus calendarios comienzan a ser cotizados entre los coleccionistas.

12 comentarios:

el loco oficial dijo...

Como todos sus post, querida Aura, este también es extrañamente curioso y enriquecedor...Me inspira. La decadencia tiene clase, no cree?
Sé que música escucharía si pudiera contemplar in situ su obra...
Y gracias por pasarse por mi blog, últimamente ando consagrando mi tiempo a otras historias y si intento mantener cierta frecuencia de actualización es por ustedes y sus visitas. Un abrazo.

el brujo don carlos dijo...

Me gustaría saber en qué fecha dicen los calendarios que será el fin del mundo. Si es 1993, acertó.

Higronauta dijo...

De una belleza mésmerica, aunque creo que el señor Zebedee no acabo de captar totalmente las palagras del ángel, puesto que si no debía perder el tiempo, dedicar el resto de su vida a la realización de estos objetos con la única finalidad de calcular el fin del mundo, no se yo...

Nicho dijo...

Me he acordado de lo inverso: el día de la creación del Universo. Más o menos fue en el momento que sigue:

"En marzo de 1925, durante el conocido juicio contra el profesor Scopes por enseñar la teoría de la Evolución a sus alumnos, William Jennings Bryan sentenció que el mundo había sido creado el 23 de octubre del 4004 a.C., a las 9’00 h de la mañana. “¿Hora del Este o del Oeste?” —le preguntó el abogado Clarence Darrow sin dar crédito a lo que estaba escuchando."

Fuente: http://www.librodenotas.com/guiaparaperplejos/11439/dios-y-los-dinosaurios-de-plastilina

Realmente, el fin del mundo siempre le pilla a uno ocupado, cuando uno está pensando en otra cosa, ahora lo tengo que dejar todo que viene el fin del mundo, no sé, que se lo digan a los inversores bursátiles.

La Gran Arcada dijo...

Guau! ese Zebedee si que se tomaba los sueños en serio. que extravagante sería tener uno de esos calendarios.

Me recordó a ese matemático italiano que malgastó su vida buscando números de pi, creo que llegó a 1000 y tantos, un verdadero chiste.

saludos
Casimiro B.

Milgrom dijo...

Bueno, al menos el tío encontró una motivación en la vida.

Estrellita Mutante dijo...

Habría que ver todos los cálculos que hizo este hombre.

elpablo dijo...

un maestro! lo conosería charles fort?

kuroi yume dijo...

Estoy completamente intrigado: Con qué tipo de energía funcionarán estos mecanismos? Tendrán previsto el orden específico de destrucción...

De todas formas, adivinar en estos tiempos cuándo nos vamos al carajo no tiene que ser tan difícil.

Crazy! dijo...

Como ha dicho Higronauta, me fascina la idea de que el ángel le diera la orden de dejar de perder el tiempo para ponerse a construir relojes-calendarios el resto de sus días. La ironía de los seres celestiales es digna de estudio.

fran le kinky dijo...

http://es.youtube.com/watch?v=vmp2OupXOs8

REM dejando las cosas claras...

Möbius el Crononauta dijo...

Artista folk sureño afroamericano. Ya sólo falta que fuera republicano y tuviera sangre cherokee para ser un completo patriota.

Enormemente curioso.

Siga así de interesante, miss Aura.